Cortes de Pallás

booked.net
booked.net

Navegar entre cañones

Cortes de Pallás goza del privilegio de disponer de la única ruta fluvial de la Comunitat Valenciana. Así, los visitantes pueden navegar en un recorrido de ida y vuelta de 28 kilómetros entre los espectaculares cañones del Xúquer que separan a esta localidad de Cofrentes. La inmersión en la naturaleza es tal que se puede llegar a divisar en el bosque algunos animales como muflones, cabras montesas, jabalíes o águilas pescadoras. Además, el embalse de Cortes de Pallás también permite navegar en piragua en hasta cuatro tramos.

Los aficionados al senderismo pueden escoger al menos entre 13 rutas, que permitirán llegar hasta la Muela, la aldea de Otonel, las Pozas del Ral, las cascadas de los Chorradores de Otonel, la Cueva Hermosa o el Castillo de Chirel.

Precisamente esta última fortificación se convirtió durante siglos en un punto estratégico clave en la que era una frontera natural entre los reinos de Valencia y Castilla. El Castillo de Chirel, uno de los emblemas de Cortes de Pallás, es una edificación del siglo XV, de carácter medieval, que preside gran parte del territorio desde la cima de un monte. No obstante, a diferencia de otros castillos valencianos, esta fortificación está flanqueada por las gargantas del río Xúquer.

Para acceder al Castillo de Chirel hay que ir andando, ya que la carretera acaba a los pies del monte en el que se encuentra. Aunque el término municipal de Cortes de Pallás es propicio para la práctica de bicicleta de montaña, con grandes desniveles para los más atrevidos, el tramo final del camino que llega al castillo tampoco es transitable sobre las dos ruedas.

Otra posibilidad para subir a pie desde el pueblo es hacer la ruta del Castillo, en la que se recorre el interior de la fortificación igual que se hacía en la Edad Media, o subir desde los embarcadores del embalse.

¿Qué te apetece hacer?

Descubre nuestros destacados en alojamientos, gastronomía, deporte y cultura del municipio