Alboraia

Playa, además de horchata, en Alboraia

booked.net
booked.net

La Patacona, els Peixets y Port Saplaya Norte y Sur

Además de ser reconocida por su famosa horchata, Alboraia también dispone de un gran atractivo en su litoral. Con una extensión total de 3,46 kilómetros de arena, sus cuatro playas presentan una longitud media de 863,75 metros cada una. El litoral de la localidad es de aguas tranquilas con arena dorada. La mayoría de las playas tienen un índice de ocupación medio en temporada alta y están situadas en núcleos urbanos,. Además, cuentan con paseo marítimo y con servicio de salvamento. El 75 % dispone de acceso adaptado para personas con movilidad reducida.

La Patacona es una de sus playas más conocidas. De arena dorada, es ideal para ir en familia por lo apacible de sus aguas. El paseo marítimo cuenta con numerosos restaurantes, chiringuitos y bares, en los que se puede degustar una variada gastronomía. Normalmente tiene un índice de ocupación medio alto, con desde el 50 % ocupada en temporada alta. Próximo a Patacona, a unos 4 kilómetros, se encuentra el Puerto Deportivo Club Náutico Saplaya.

Els Peixets es otra de las playas de Alboraia. De tamaño medio, el color de la arena es dorado aunque también existe zonas de grava. En todo caso, como sucede en el resto del litoral de la población, goza de un agua tranquila y, por lo tanto, idónea para acudir en familia con los más pequeños. Normalmente tiene un índice de ocupación bajo.

 

Port-Saplaya Norte es una playa pequeña, con una arena de color dorado oscuro. Es una zona de oleaje moderado y se encuentra en una zona semiurbana. Normalmente tiene un índice de ocupación medio, con entre el 30 % y el 70 % en temporada alta. Cuenta con un paseo marítimo en el que no faltan los locales de restauración. Es una playa evidentemente familiar.

Port-Saplaya Sur tiene un tamaño medio, el color de la arena es dorado oscuro también y su composición es principalmente de arena y grava. Es una zona con oleaje moderado. La zona está permitida para acceder con perros y se encuentra entre la desembocadura norte del Carraixet y la desembocadura de la acequia de la Marquesa.

Alboraia dispone además de un casco antiguo en el que se alternan construcciones típicas rurales junto a casas urbanas de estilo Modernista y Art Decó, construidas a finales del siglo XIX y principios del XX. Los edificios más representativos que hoy podemos encontrar son la Casa Señorial del Conde de Zanoguera, el Mercado Municipal, el Antiguo Matadero, el Teatro L’ Agrícola, el Puente del Moro y las Antiguas Escuelas, entre otros.

¿Qué te apetece hacer?

Descubre nuestros destacados en alojamientos, gastronomía, deporte y cultura del municipio